Publicado el 2 comentarios

VIVIR EN EL CAMPO (1)

De camino al campo

TODO LO QUE NECESITAS SABER PARA PODER VIVIR EN EL CAMPO

La vida en el campo es una opción muy saludable y más siendo autosuficiente. Según mi experiencia personal, esto es lo que necesitas saber para vivir en el campo y la manera de disfrutar una cierta libertad e independencia. 

Parece que las cosas se están poniendo complicadas: Llegó el Virus pandémico y como consecuencia los negocios en banca rota, políticos corruptos que se apalancan todo lo que pueden y más, los jueces que ya no saben como taparles los chanchullos ,en consecuencia los gobiernos van agotando sus recursos, migrantes desplazándose de Guatemala a Guatepeor, alimentos que nos intoxican y que se están cargando el planeta, medicamentos  creados para proporcionar grandes beneficios a sus inversores. En fin…, un panorama…tela.

Por lo tanto, creo que ahora es un buen momento para darle la vuelta al asunto y como dijo Gandhi: “Sé el cambio que quieres ver en el mundo..

La idea de vivir en el campo, con una propuesta viable, es muy motivadora. Por ello, si quieres realizar el cambio, antes tendrás que hacerte algunas reflexiones sobre cuestiones predecibles.

A veces nos hacemos a la idea, basándonos en una ilusión, sin considerar aspectos de nuestra personalidad, gustos o necesidades y no tenemos en cuenta cuales son las ventajas y desventajas de vivir en el campo.

Aquí tenemos algunas pistas de como es la vida en el campo:

LAS 11 CUESTIONES SOBRE LA VIDA EN EL CAMPO:

1. Para disfrutar de este cambio de vida:

Es muy recomendable la buena compañía, por lo tanto resulta ideal si vas con tu pareja, pero antes tienes que tener muy claro y definido el proyecto que vas a compartir para vivir en el campo: Anotar lo que vas a necesitar, un presupuesto lo mas realista posible, el calendario y una meta clara de donde quieres llegar, diseñar el camino que vas a emprender y como podrás ir cubriendo tus necesidades. En este apartado de “LAVIDA EN EL CAMPO”, tendrás una información “realista”, para que puedas ir haciéndote con la idea.

2. Si hay algo de prole:

Si tienes niños o tienes pensado crear una familia, tendrás que pensar en “venderles bien la moto” ya desde pequeños. Puedes echar mano de cuentos y leyendas relacionadas con las tareas de la vida en el campo y nunca forzarlos con trabajos tediosos. A edades tempranas todo hay que convertirlo en juego y aventura. Asimismo en el campo encontraras cantidad de material interesante para descubrir y curiosear. 

Hoy en día la escolarización a través de internet es una muy buena opción, igualmente requiere mantener unos horarios, una constancia y aunque éste sistema no interesa a  políticos adoctrinadores, ya se esta empezando a imponer. Se trata de volver a lo autentico que es compartir  conocimientos con experiencias entre toda la familia. 

3. Muchos pueblos han quedado casi vacíos:

Sobre todo vacíos de juventud. Ahora las cosas van cambiado, los adelantos en telecomunicaciones y toda la información a la que tenemos acceso ha servido de mucho facilitando el dejar la ciudad para vivir en el campo. Sólo en España se calcula que hay más de 3000 lugares que necesitan gente. Te recomiendo que eches  un vistazo  localizando los pueblos por el Google maps, y alucinaras con la belleza de los lugares que te ofrecen para ir a vivir. Hay varias asociaciones que hacen de intermediación entre pueblos que necesitan habitantes y familias que desean repoblarlos, como:

La asociación contra la despoblación rural (que abarca: pueblos de Aragón, Soria, Guadalajara y Cuenca)
Proyecto Arraigo (Soria , Burgos y Madrid)Plan Repuebla (Soria, Burgos, Zamora y Ávila)
Pueblos en Arte (repoblar con artistas)

Abraza la tierra (Aragón, Castilla y León, Madrid y Cantabria).

Volveralpueblo (asociación que abarca 18 provincias).

También hay pueblos que directamente se anuncian, ofreciendo casas, trabajo, terrenos…

(NOTA. Todas las ofertas publicadas requieren tener la nacionalidad española, o tarjeta de residencia en vigor)

4. También tienes que contar que viviendo en el campo los horarios te los marcas tu, pero ciertamente la naturaleza también impone los suyos:

En invierno el sol dura menos tiempo, en verano el calor aprieta fuerte y durante bastantes horas por consiguiente conviene aprovechar las madrugadas y los atardeceres. Luego tienes dos entretiempos: la primavera y el otoño, cuando se reducen los días útiles con la llegada de las lluvias. Te interesa aprovechar los días de buen tiempo, para ir adelantando el trabajo. En primavera, después de las lluvias, sale el sol con fuerza y por lo tanto todo arrancara a gran velocidad.

5. En el campo el ser humano necesita mantener un mínimo de vida social:

No hay que olvidar que somos seres sociables. Hay propuestas para habitar núcleos urbanos, donde siempre encuentras algún vecino cercano, pero si tu opción es una casa aislada, con terreno de cultivo o ganadero, por lo tanto iras a visitar periódicamente algún pueblo cercano, su bar o sede social, frecuentar amigos y su consiguiente gasto de gasolina, etc… Recuerda que vas a empezar, de alguna manera, una vida aislada y entre las tareas del campo, de la casa, tus momentos de relax y el tiempo que te requiere ir adquiriendo cocimientos, tampoco sobra mucho el tiempo.

6. Vas a cuidar de tu propia salud:

Recuerda que las enfermedades están siempre con nosotros y al acecho, nuestro sistema inmunológico es el que estará protegiéndonos de virus, bacterias y demás patógenos, pero la buena noticia es que en el campo disfrutaras de grandes dosis de vitamina D (sol) y de vitamina C (frutas y verduras) que son justamente dos ingredientes fundamentales para alimentar nuestras defensas. 

Los servicios médicos, viviendo en el campo, suelen estar a una distancia respetable, pero también te diré que la sanidad en zonas rurales es una maravilla, la falta de acumulación de pacientes hace el trato sea más personalizado. En LaBoticaMediterranea.com, hemos creado un botiquin de primeros auxilios donde podrás encontrar, en 4 cremas y 3 infusiones, soluciones BIO para todos los problemas, de salud, mas comunes que puedes tener viviendo en el campo.

También te paso un enlace muy interesante con la guía DONDE NO HAY DOCTOR. 

7. Necesitaras contar con un acceso a internet.

En el campo también existe y es imprescindible contar con internet y un buen ordenador. por lo tanto tendrás que contratar con una conexión posiblemente vía satélite, que no va a ser tan rápida como la fibra óptica, pero funciona.

8. Se puede vivir en el campo con poco dinero?

Pero tendrás que contar con algún recurso económico, como mínimo unos 500€. mensuales, debido a que siempre aparecen oportunidades para mejorar tu calidad de vida, además esta el gasto de internet, la gasolina-gasoil, el mantenimiento del vehículo o de la maquinaria agrícola, el cafetito en el bar del pueblo y si tienes un vehículo o maquinaria eléctrica algún día también te tocara tener que renovar las baterías. Por lo tanto necesitaras ser bueno en algo, o dedicarte a producir alguna especialidad ganadera, hortícola, frutícola o  dedicarte a la cría de perros ( de alguna raza en concreto), una  viña (elaborar una variedad que se adapte bien a la zona) o el cultivo de algún hongo beneficioso para la salud. desarrollar alguna actividad deportiva. En definitiva, algo que puedas hacer “bien hecho y de calidad”, sin necesidad de que seas una multinacional, pero te será muy útil como moneda de cambio y para darte a conocer.
 Tal vez optes por no necesitar dinero, pero será mejor que primero empieces contando con un mínimo y luego tu mismo lo iras viendo. He conocido algunos muy felices viviendo en el campo, pero con una “consistente” visa oro en la cartera y sin privarse de sus viajes anuales a Bali o Katmandú.

9. Vas a tener que planificarte bien las tareas: Posiblemente tendrás que: acomodar la vivienda y repasar los servicios (agua, luz, tejados, puertas y ventanas…), organizar el terreno acondicionando los espacios. Antes de ponerte a ello, te conviene una buena planificación y estipulando prioridades y tiempos, de lo contrario podrías liarla y como consecuencia te tocara hacer el doble de trabajo o tendrás que esperar un año para volver a tener otra oportunidad para volver a cultivar. La permacultura es una disciplina que entiende mucho de esto, trata de aprovechar al máximo los recursos naturales con sostenibilidad.

10. Hay que ser un poco manitas:

En ocasiones no vas a disponer de servicio técnico a domicilio. Hay aparatos que sustituirlos o trasladarlos va a ser complicado, afortunadamente esta internet, donde puedes encontrar un video que te indicara los pasos a seguir y también como y donde puedes conseguir las herramientas necesarias.

11. Despertar el Interés por las manualidades:

Además de distraerte, durante las tardes de invierno, podrás aprovecharlas para practicar tus habilidades, creando piezas con los materiales que dispongas y ponerlas a la venta en mercadillos rurales que disponen de paradas en alquiler muy económicas.

La artesanía, con personalidad y buen gusto, siempre tendrá futuro. También en esto te puede ayudar internet y el disponer de tiempo.

La decisión acertada dependerá de la ilusión y el convencimiento que le pongas al asunto.

¿ QUE NECESITAS PARA PODER VIVIR EN EL CAMPO?

Las necesidades de supervivencia son 3: Alimentación, Ejercicio físico-mental y una vivienda.

1) LA ALIMENTACIÓN

La alimentación que necesitas para vivir, en el campo y en cualquier sitio, tiene que ser completa y la adecuada. No podemos permitirnos carencias que den paso a una manifestación de desacuerdo en nuestro organismo y que nos compliquen las cosas. Nuestras defensas tienen que estar alerta y bien preparadas. Necesitamos disponer de: agua de calidad, que es esencial para la hidratación de nuestro cuerpo , frutas y verduras con sus nutrientes naturales y no alterados ni modificados genéticamente, plantas que, además de medicinales y preventivas, vayan a enriquecer los sabores de nuestras comidas y bebidas.

El cuerpo tiene tendencia hacia la salud, por lo que hay que incidir en el control y la prevención de las enfermedades dotando al organismo de armas, para que pueda cubrir sus necesidades defensivas ante cuerpos extraños.

Una alimentación bastante completa y saludable, que aprovecha los recursos de la agricultura y ganadería, es la dieta Paleo, que es como se alimentaba el hombre en el paleo-lítico: Verduras, frutas, carnes, pescados y mariscos. La dieta Paleo, deja de lado: azucares, granos, harinas elaboradas y demás productos que puedan impulsar a los procesos inflamatorios en el organismo.

FACTORES QUE PODEMOS CONTROLAR VIVIENDO EN EL CAMPO Y QUE AFECTAN A NUESTRA BUENA SALUD SON:

Las dietas inadecuadas, la falta de sueño o de ejercicio, tensiones físicas o emocionales, la contaminación, e incluso los pensamientos negativos, o todo a la vez. Estas situaciones reducen considerablemente los niveles de protección de nuestras defensas y dejan el terreno libre, para que se instalen agentes externos causando infecciones e inflamaciones de varios tipos.

LOS PRODUCTOS MÁS VENDIDOS EN HERBOLARIOS SON:

Observando la encuesta que nos muestra la Fundación Salud y Naturaleza, descrita en el Libro Blanco de los Herbolarios ,nos hacemos una idea de lo que falta y lo que nos sobra según el tipo de alimentación más extendido actualmente:

Vitaminas y minerales (29%) (Se esta tomando conciencia de que los alimentos que se compran en el super tienen sus carencias)

Adelgazantes (28%) ( porque muchos productos engordan mas que alimentan)

Infusiones (14%) ( Que contienen importantes propiedades que protegen nuestra salud siendo además económicas y accesibles).

LOS ALIMENTOS DE MAYOR CONSUMO :

Pan (del malo), precocinados, bollería industrial, bebidas edulcorantes, azucares...

Muchas de las frutas y verduras, con las que nos alimentamos las compramos en grandes cadenas de consumo, pueden llegar a perder más de un 75% del valor nutricional que tienen en el momento y lugar de la cosecha causado por necesidades productivas, de conservación y transporte, . También están las frutas y verduras transgénicas, de las que no se sabe, a la larga, lo que nos pueden llegar a generar en el cuerpo. Puede que lo averigüen nuestros nietos.

Hagamos bien las cuenta y encontraremos que el coste de muchos de los productos que consumimos, con un escaso valor nutricional, luego lo vamos a tener que compensar con suplementos alimentarios, medicinas, además de poder verse afectada nuestra calidad de vida y longevidad.

QUE NUTRIENTES NECESITA NUESTRO CUERPO PARA FUNCIONAR CORRECTAMENTE :

Nuestro cuerpo necesita : Carbohidratos, Proteínas, Grasas, Vitaminas y Minerales:

LOS CARBOHIDRATOS

El “combustible” que necesitan todas las células de nuestro organismo. Corresponden el 60% de las necesidades diarias. Conviene que procedan de los hidratos de carbono, sobre todo de los llamados hidratos de carbono complejos, que son:

Harinas y pastas integrales, cereales, arroz, frutas, derivados de la leche, algunas verduras, legumbres, tubérculos y azucares…

LAS PROTEINAS

Son las “reconstructoras” de nuestro organismo. Ayudan a formar y reponer los músculos, la piel, la sangre, el cabello… Es recomendable el aporte de 1g. de proteína por cada kilo del peso. Las encontramos en: legumbres, trigo, frutos secos, carnes, pescados, huevos, leche, soja…

LAS GRASAS

Crean “la energía”. Aportándonos  calorías. Es recomendable consumir entre un 20 y 25% diario. Las suelen proporcionar alimentos de origen animal como: El marisco, pescado azul, la leche y derivados, carnes. Pero también podemos encontrar grasas insaturadas, que son muy aconsejables, en frutos como aguacate, aceite de oliva, nueces de Brasil….

LAS VITAMINAS

Hacen de ” guardianes” de la salud. Son sustancias orgánicas fundamentales para desarrollar gran cantidad de funciones correctoras y regenerativas por todo el organismo.(A, B1…, C, D E, K, etc…)

LOS MINERALES

Son “el cemento” . Estas sustancias inorgánicas formadas por macrominerales y oligoelementos, esenciales para la construcción de los huesos y la formación de hormonas. Corresponden al 4 y el 5% del peso total de nuestro cuerpo. Aparecen en pequeñas cantidades pero en todo tipo de alimentos y en muchas de las plantas de nuestro entorno y son: calcio, fósforo, potasio, sodio, cloro, azufre, magnesio, manganeso, hierro, yodo, flúor, zinc, cobalto y selenio.

El transporte, el tiempo, los métodos de producción, los de conservación y los productos químicos utilizados en todo el proceso, son algunas de las circunstancias que deterioran estos nutrientes que son tan necesarios para mantener una vida saludable. Podemos recuperar todas estas carencias porque están en la naturaleza y en “productos naturales” de proximidad. En el campo podemos obtener todos los ingredientes que necesitamos para disfrutar una vida de calidad.

 

2 comentarios en “VIVIR EN EL CAMPO (1)

  1. I like your writing style genuinely enjoying this site. Hildegarde Nikos Sven

  2. Enjoyed every bit of your blog article. Really looking forward to read more. Great. Ofella Wyn Mildrid

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *